Luz de Riada. De lo sonoro a lo visual

El cuarteto de música instrumental formado por Ramsés Luna (alientos), Gustavo Jacob (guitarra eléctrica), Hugo Hernández (batería) y Hugo Santos (grand stick), que lleva por nombre Luz de Riada, presentó su primera producción discográfica titulada Cuentos y Fábulas, inspirada en la alegoría de la luz como generadora de energía.

Este disco llegó a mí de una manera inusual, desde ahí comenzó el viaje. Apareció en un sobre acolchado en la puerta de mi casa, después de permanecer inacabables días en “manos del mensajero”, según el rastreo del envío.

Al abrir el paquete lo primero que me sorprendió fue su presentación, un disco-libro con un arte cuidado al detalle. El logotipo simula una acuarela y las fotografías en blanco y negro le aportan un toque de viejo recuerdo al material, hasta las tipografías dan la impresión de tener en las manos antiguas historias que sólo permanecen en la imaginación de nuestros abuelos.

Todo el disco cuenta con una exquisita y placentera armonía, desde la tapa hasta su contenido musical. Tal vez por ser fanática de la literatura o al ver que una canción se llama “Comparsa de cronopios”, al escucharlo, la primera vez, esperaba un disco narrativo, con cuentos prácticamente sonorizados, pero este álbum es mucho más que eso.

Cuentos y Fábulas me transportó a un apacible y largo viaje en tren, donde los escenarios que se aprecian desde las ventanillas se transforman en relatos con diversos matices. Los elementos sonoros desencadenan reflexiones profundas sobre los temas de toda la vida, como la condición humana, el vacío, la fugacidad o la belleza.

Cada interpretación brinda al escucha un estímulo no sólo auditivo, sino visual, pues nos lleva de vuelta a aquellos años de inocencia en lo que cualquier sonido o palabra se convertían en un detonante para crear historias o personajes.

Etiquetar musicalmente a esta banda me resulta complicado, si bien fusionan algo de rock y jazz, yo los catalogaría como progresivo experimental, quizá por su carácter único y vanguardista o por la virtuosidad que se desprende de las piezas.

Se recomienda escuchar este disco al realizar alguna actividad creativa, ya que puede ser útil en la búsqueda de inspiración.

About Leticia Zwittag

Comunicóloga, escritora, excolaboradora de La Mosca en la Pared, fotógrafa. Fanática de NIN, fiel lectora de Ray Loriga y Frédéric Beigbeder. Ama los gatos y los alfajores.